El arte y la perspectiva neurodivergente.

Durante muchos años, consideré que tener un psiquiatra como amigo era equiparable, a tener un amigo de ideología Nazi.  Esta comparación se debe a que son los psiquiatras quienes ordenan aplicar electroshocks, quienes ordenan usar las celdas de aislamiento, quienes ordenan los sometimientos mecánicos, y quienes dan inyecciones fulminantes. Los hospitales monovalentes, además tienen la lógica de los campos de exterminio. 


Alan Robinson y Martín Ortiz. 2015

Pero cambié un poco mi punto de vista al mirar a las personas psiquiatras desde el arte, y logré realizar el difícil ejercicio de ponerme en el lugar de ellos. Entonces, desde el teatro pude ver a los psiquiatras como a personas individuales. Esta posición me permitió escribir junto a Martín Ortiz un texto dramático que estrenamos juntos en el año 2016. En el espectáculo unipersonal "Un Psiquiatra" yo interpretaba justamente a un personaje que trabajaba de psiquiatra y había sido encerrado en un loquero. Martin Ortiz me dirigió en ese proceso que fue muy enriquecedor no solo en lo profesional, sino también en lo humano. 


"Un Psiquiatra", Buenos Aires. 2016

Fue así como empecé a escuchar distintas personas que trabajan de psiquiatras. Hace poco un psiquiatra paraguayo, a quien no voy a nombrar para no contribuir con su cadena de distribución narcótica, me empezó a realizar preguntas por watssap. Sus preguntas eran honestas y genuinas, porque uno sabe cuando una persona se está cuestionando y cuando se está comportando de manera progresista. La esencia de mi trabajo artístico es cuestionarme

Este psiquiatra de Paraguay un día me preguntó acerca de la perspectiva neurodivergente en su trabajo. El origen del concepto es del activismo autista. fue la comunidad autista, quien ofreció la dicotomía entre personas neurotípicas y personas neurodivergentes. Si bien las dicotomías son odiosas, en determinados procesos históricos son necesarias para lograr transformaciones sociales. Si bien mi diagnostico no fue autismo, me identifico con todos los problemas que las personas autistas deben enfrentar en su vida. Estos problemas son distintos de los problemas que deben enfrentar las personas neurotípicas. Esto es lo primero que quienes trabajan en salud mental deben reconocer ideológica y políticamente.

  • Cuales son los problemas específicos que las personas neurodivergentes enfrentamos.

La perspectiva neurodivergente en el trabajo de psiquiatras, psicólogas, enfermeras, abogados, jueces y trabajadores sociales, implica aceptar antes que nada un debate ideológico. Toda relación entre una persona neurotípica y una persona neurodivergente, implica una relación opresor - oprimido, que se puede transformar en una relación victimario - victima, por ejemplo cuando el psiquiatra le prescribe narcóticos al paciente. Entonces, 

  • Cuando el médico decide prescribir droga psiquiátrica, automáticamente abandona la perspectiva neurodivergente, y reafirma la cultura anti psicótica. 

Ahora bien, siguiendo una ética de la locura corresponde cuestionarnos nuestra adicción a la psiquiatría. Cuando las personas neurodivergentes aceptamos la droga psiquiátrica, caemos nuevamente en nuestra adicción a la psiquiatría, que es solamente el camino más fácil, una forma más de anestesiar nuestra vida. 

Yo viví muchos años anestesiado, pero gracias a exigencias de mi oficio artístico tuve que aprender a convivir con todas mis emociones, visiones y voces. No fue fácil, pero es posible.


"Un Psiquiatra", Buenos Aires. 2016


Alfredo, "El Flan" Casero.

Sería realmente maravilloso que esta historia continuara por ejemplo con un emprendimiento gastronómico, que se llame "Alfredo, flan casero". 


Alfredo Casero lanzó desde el programa de Alejandro Fantino el movimiento NSB, "No Somos Boludos", el cual celebró el presidente Mauricio Macri enviando una foto en la que él está comiendo flan. Allí el primer hecho que podemos identificar, dentro de esta histeria colectiva que estamos viviendo. El presidente Mauricio Macri, puede comer flan. Eso es un hecho. Hay muchas personas en Argentina que hoy por el creciente desempleo no pueden comer flan. Ese también es otro hecho, que nos permite realizar el ejercicio de distinguir que se corresponde con la realidad, y que corresponde con la histeria colectiva. 


Alfredo Casero se posiciona como referente de todos aquellos que ayer "21A" se manifestaron en el congreso pidiendo el desafuero de Cristina Kirchner. Justo ayer tenía que ir a dar una entrevista a la radio de la biblioteca del congreso nacional, y pasé por la manifestación en la que simpatizantes del movimiento NSB, se reunían pidiendo que la justicia condene a la ex presidenta Argentina. Cuando pasé aun no había llegado Alfredo Casero, y recién los manifestantes comenzaban a reunirse. Cuando llegó el referente del movimiento NSB, sus simpatizantes le comenzaron a cantar "Queremos flan", lo cual Alfredo Casero agradeció.



El canto de los simpatizantes de Alfredo Casero, es también otro hecho que señala que allí está sucediendo ese extraño fenómeno psicológico de masas, denominado "histeria colectiva". El movimiento NSB, que ha malinterpretado a su líder Alfredo Casero supone que si la justicia logra que Cristina Kirchner "devuelva lo robado", el estado nacional repartirá "lo robado" al conjunto de los ciudadanos, quienes con ese dinero, que pasará a ser un "dinero recuperado" podrán comprarse un flan. 
Los simpatizantes de Casero, llevaron pancartas asegurando ser parte del movimiento #NSB, "No Somos Boludos", pero al parecer no habrían comprendido a su líder quien se había burlado de ellos con Fantino desde la televisión, porque al verlo llegar a la plaza le cantaron y reclamaron a viva voz: "¡Queremos flan! ¡Queremos flan! ¡Queremos flan!". 

Alfredo Casero, como era de esperar no llevo flanes al congreso....




Instrucciones para dejar de usar drogas psiquiatricas

El 6 de enero del año 2015 logré desintoxicarme del consumo de drogas psiquiátricas.

Algunas personas suelen preguntarme sin miedo ni vergüenza, ¿como hago para dejar la medicación? ¿Vos como hiciste? Estas preguntas claramente se dirigen a mi, porque hice publica mi historia como sobreviviente de la psiquiatría, pero es importante destacar que existen miles de personas que han logrado, como yo, desintoxicarse de las drogas psiquiátricas. Dejar de consumir drogas psiquiátricas es difícil, pero intentado responder estas preguntas que me llegan de forma privada aquí van algunos consejos:

1. Llama a las cosas por su nombre: Tu psiquiatra y tu psicólogo, son solamente trabajadores, prestadores de un servicio. Ellos ganan dinero en cada una de las consultas a la que vos vas. Vos sos una persona que usa ese servicio, no sos un paciente psiquiátrico. Para dejar de usar drogas psiquiátricas, tenés que dejar de pensar que sos un paciente psiquiátrico, y empezar a imaginar que algún día el uso de drogas psiquiátricas será una anécdota amarga en tu vida. Animate a cambiar de psiquiatra y de psicóloga todas las veces que sea necesario. Ellos ya tienen mucho trabajo y mucho dinero. 

2. Sumate a un grupo social específico: si aun no lo tenés, busca un grupo social en el cual sus integrantes apoyen tu decisión y te den la suficiente confianza para atravesar el difícil período que vendrá después de dejar de usar las drogas, la abstinencia. Animate a contar tu experiencia en el consumo de drogas psiquiátricas en tus grupos sociales. Los grupos de apoyo mutuo son muy buenos para este objetivo. Si en tu comunidad no existen los grupos de apoyo mutuo, podés crear uno. 

3. Usa todo para tu bienestar: Cada vez que vayas a una consulta con un psiquiatra o un psicólogo, tenes que pensar en tu bienestar de la manera mas egoísta que puedas. Son muy pocos los casos en que un psiquiatra indica que dejes de usar drogas psiquiátricas. Crea tu propio plan para dejar de usar drogas psiquiátricas. Incluí en ese plan actividades que te hagan bien y que no sean ir al psiquiatra o al psicólogo. Un poco de egoísmo es muy necesario para dejar de consumir drogas psiquiátricas. 

4. Avisa que vas a dejar las drogas psiquiátricas. Le vas a tener que avisar a tu psiquiatra que vas a dejar las drogas, y es muy probable que lo desapruebe. Vas a tener que animarte a desautorizar a tu psiquiatra, manteniendo la calma. No te enojes con tu psiquiatra. Lo único que necesitas es desautorizar su discurso. No es necesario pelearse. Esto es difícil, pero no es imposible. ¿Sabes cual es el secreto, en realidad? Parece tonto, pero el secreto es que descubras que vos sabes mas que tu psiquiatra de tus "experiencias locas" y tus propias emociones. 

Confia en vos. Vos podés dejar de consumir drogas psiquiátricas. Ese es en definitiva el único consejo que puedo dar. 

El derecho a quejarse

Trabajar en procesos creativos no es sencillo. Convivir con la inestabilidad, el conflicto y el desequilibrio no solo desgasta, sino que puede desorientar y confundir a cualquiera. 
Entiendo que los artistas tenemos un compromiso con la expresión y la protesta. Es inherente a las artes manifestar públicamente, mediante nuestras obras la disconformidad social. Ahora bien, el malestar social por lo general coincide con el malestar individual de las personas que trabajamos con el arte. 
Antes de la expresión artística, que siempre es una forma de generar un conflicto en la realidad, está la queja. La queja es improductiva, y esta muy mal vista ante los ojos de las pautas de convivencia. 
Las personas que se quejan son vistas como insoportables, fastidiosas, y odiosas. La queja, sin embargo es fundamental como impulso, como instancia inspiradora. Pero al mismo tiempo, en la vida cotidiana, uno tiene que reprimir la queja el fastidio y el malestar, porque de lo contrario se vuelve un fastidio para los amigos, la familia y los seres queridos. 
En este sentido las redes sociales, son maravillosas, porque uno puede usarlas como espacios de catarsis, en la medida que uno sea consciente que está usando las redes sociales con es fin. Uno puede inventarse un nombre de usuario, y volcar allí todo lo que no puede volcar entre su familia y amigos, por el peligro de ser visto como un "quejoso". En este sentido reivindico la queja en el uso deliberado de las redes sociales, para volcar todo aquello que produce malestar. 

No me refiero a la consciencia como antinomia de la inconsciencia.

Al contrario, cuanto mas inconsciente sea el contenido volcado en redes sociales, mejor. Me refiero a que las redes sociales han logrado alienar a la sociedad, y creo que ha llegado el momento de infectarlas para liberar la alienación social que provocan las empresas que tienen el monopolio de Internet como esta plataforma de blogspot, en la cual he decidido escribir este texto.