La beligerancia

A proposito de varias discusiones que tuve en Diciembre 2017

Fui un maldito provocador desbocado,
descontrolado agitador del desacuerdo
animador de las diferencias hasta el dolor
un desenfrenado beligerante porque si.

de pronto fui padre y me calmé,
despejé mi ego de la ecuacion
me ocupé de mi equilibrio,

solidaridad, 
                                                                        formula sublime de la empatia.

Cuando lo ominoso se apodera del cuerpo social
regresan los demonios beligerantes
discuto sin motivos
vuelvo a buscar que me den la razón,
se reabre la herida.

sangra el estigma de haber sido declarado, extraviado de la razón. 

Me rechazo cuando discuto.
No quiero ser en mi presente, 
la peor versión de mi pasado. 




No hay comentarios: